Roedores en la oficina – Los 10 mejores consejos para mantenerlos alejados

Ratas y ratones pueden convertirse en una pesadilla para los empleados de una oficina. Una plaga de roedores hará que el lugar no cumpla con las medidas de higiene y seguridad en el trabajo y causará muchas molestias a los empleados. Además puede destrozar material sensible, como importantes documentos en papel.

Sin embargo es un hecho que muchas empresas y despachos pueden estar sufriendo esta calamidad. Por ello es mejor que veamos los 10 mejores consejos para mantener alejados a los roedores de tu oficina.

Las plagas de ratas y ratones

 

Resulta indispensable que a la hora de controlar las ratas y ratones en tu organización, primero averigües por dónde han entrado. Por norma general, estos molestos animales suelen utilizar agujeros y espacios que no han sido sometidos a un buen sellado.

control de plagas en oficinas

Los roedores ingresan en tu espacio laboral intentando encontrar un refugio para pasar el invierno o en busca de comida y agua. Es vital que te asegures de que no les va resultar nada fácil obtener lo que desean.

Las ratas y los ratones precisan acceder a fuentes de agua con mucha asiduidad, a pesar de que beben muy poco, apenas entre 15 y 60 mililitros al día. Además son capaces de alimentarse de cualquier resto que encuentren.

Consejos para evitar roedores en tu compañía

 

Es muy importante que no dejes restos de comida ni los tires por la taza del baño o por los desagües. Ten en cuenta que estos animales son capaces  de acceder a ellos a través de las tuberías. Por lo que en este caso tendrían muy fácil acabar dentro de tu oficina.

roedores en su oficina

No dejes basura por medio. Tírala en bolsas cerradas y mantén el cubo de la basura con la tapa puesta. Por cierto, no dejes abiertas las puertas y ventanas o les estarás dando la llave para que encuentren su nido en tu empresa.

Si sigues estos simples consejos, evitarás que ratas y ratones invadan tu empresa. Debes hacer cualquier cosa para impedirlo. Piensa que la rata gris tiene un tamaño considerable. Vive a ras del suelo y es capaz de escarbar. Les encantan los sitios cercanos al agua, como ríos, canales y habitáculos para el almacenamiento de alimentos.

La rata de los tejados tiene la habilidad de escalar, por ello es fácil que puedan acceder a lugares de altura. Tienen fácil lo de habitar en entretechos. En el caso de los ratones, su actividad no cesa en ningún momento del año, por lo que pueden invadir tu empresa en cualquier época del año.

En el caso de las dos especies, ambas tienen facilidad para nadar, por lo que se manejan a la perfección a través de tuberías y drenajes.

10 tips para librarte de los roedores

combatir roedores

1. Vigila puertas y ventanas. Procura que estén bien selladas y que no tengan problemas de cerramiento. Piensa que los roedores precisan muy poco espacio para pasar por ellos. Apenas un par de centímetros serán suficientes para acceder al interior. Lo mejor es asegurarse de que las puertas y ventanas cierran herméticamente.

2. Presta atención a las ranuras y espacios pequeños. Ya te hemos dicho que necesitan muy poco espacio para acceder. Si tienes espacios abiertos y accesos exteriores, protégelos con mallas o rejillas de metal. Los agujeros de este material no deben sobrepasar los 18 milímetros.

3. Desperfectos en canaletas y desagües. Esta es una de las maneras más habituales que tienen las ratas y los ratones de acceder a los espacios interiores. Utilizan las canaletas, desagües y drenajes en mal estado. Por ello, resulta imprescindible que se realice la reparación de estos componentes lo antes posible. Además es importante que, durante las horas nocturnas, los desagües estén protegidos con rejillas metálicas.

4. Agujeros y ranuras en paredes y techos. Por aquí pueden campar a sus anchas y pasar con total facilidad. Comprueba con regularidad que estos elementos están en buenas condiciones y examínalos a fondo para detectar posibles agujeros donde permanezcan escondidos. Por lo general, la entrada y salida de estos molestos animales suele presentar una capita grasienta y podrás ver, incluso, restos de sus heces.

5. Huecos de ascensores. Estos son quizás los lugares más peligrosos, porque no afectan a un solo espacio. De las fosas de los ascensores suelen partir las camadas que infectarán todo el edificio. Son capaces de trepar y no dudan en hacerlo a través del cableado, las tuberías o las vigas. Revisa el cuarto de motores de los ascensores, porque aquí suelen sentirse muy seguras y es uno de sus lugares preferidos para anidar.

6. La limpieza. Las medidas higiénicas resultan vitales para que estos bichos no invadan tu negocio. Procura mantener toda la empresa bien limpia y aseada. No escatimes en el aseo de tu compañía, realízalo a diario para evitar una mala experiencia.

7. Sellar aberturas. Busca agujeros por las partes bajas de las paredes, los rodapiés, el suelo o el techo. En cuanto encuentres alguno, no pierdas el tiempo y haz todo lo posible por sellar aberturas lo antes posible. Así impedirás que accedan a tu propiedad.

8. Usa arena con orina de gato. Ratas y ratones huyen de los gatos como del agua escaldada. Coloca en rincones estratégicos algunos cuencos con un poco de arena impregnada con el olor de la orina del gato. Probablemente huyan voluntariamente, al creer que su más fiel enemigo anda por ahí suelto.

fumigacion para ratas

9. Plantas de menta. La menta es uno de los olores más desagradables para las ratas y los ratones. Reparte macetas con plantas de menta por la oficina. Además de aromatizar tu espacio de trabajo con un agradable olor para los humanos, mantendrá alejados a estos animales.

10. Fumigación. Esta es, sin duda, la opción más sensata si notaron presencia de ratas o ratones en tu oficina. Las empresas especializadas en este tipo de problemas saben perfectamente cómo desratizar tu área de trabajo en tiempo récord. Utiliza una empresa de fumigación y deshazte del problema de los roedores para siempre. No dudes en ponerte en contacto con los expertos en control de plagas.

No Comments

Post A Comment